Muertita estoy. De sueño digo. Ayer nos hicimos el que puede ser…

Publicado el

Muertita estoy. De sueño digo. Ayer nos hicimos el que puede ser el último vivac del verano (snif snif) y nos tuvimos que abrigar así de bien y de agusto, con unas vistazas increíbles de Madrid, casi como la típica imagen de L.A. desde lo alto, como en LaLaLand, y con una increíble luna roja (yes, roja, muy inquietante y fascinante) que nos iluminó toda la noche (y dió juego a que nuestra imaginación volase libremente al ver las sombras que creaba…). A la mañana siguiente (esta mañana) mi despertador no sonó al lado de la oreja, pero casi. Este ternerillo llamaba muy animadamente a su mamá cuando al vernos se percató de que andaba solo y desprotegido. Después del susto inicial me ha parecido tierno y divertido. Pero como siempre lo mejor ha sido ver amanecer (aunque luego siguiera durmiendo). El mágico arranque de un nuevo día lleno de sorpresas. Un día que hemos llenado de paseos, descansos a la orilla del río, y mucha desconexión. Eso sí: muertita estoy. Me voy a dormir lo que la luna, las estrellas, las piedras, los mosquitos, y los terneros perdidos, no me dejaron dormir anoche. (en Miraflores de la Sierra)
https://www.instagram.com/p/CEzynttikVR/?igshid=15wsqi3zbpeh0

Source: http://lauroryx.tumblr.com/rss